*-*

Las cosas que uno medita mucho o quiere que sean 'perfectas', generalmente nunca se empiezan a hacer...
*-*
"Cada mañana, miles de personas reanudan la búsqueda inútil y desesperada de un trabajo. Son los excluidos, una categoría nueva que nos habla tanto de la explosión demográfica como de la incapacidad de esta economía para la que lo único que no cuenta es lo humano". (Ernesto Sábato, Antes del fin)
*-*

lunes, 11 de abril de 2016

El salto de Verónika Mendoza y el ocaso de Alan García y Alejandro Toledo


Dos analistas opinan sobre las perspectivas para el futuro de la candidata del Frente Amplio; así como acerca de la ¿despedida? de dos expresidentes.
Las elecciones presidenciales no solo sirven para escoger a quien nos gobierne por cinco años; sino para observar quiénes quedan con... buena proyección hacia el futuro, junto a los muertos y heridos que deja el proceso electoral.
En el primer caso se ubica la candidata presidencial del Frente Amplio, Verónika Mendoza, quien se ubicó tercera con 17% del electorado. Un resultado sorprendente por donde se mire, pues hasta enero solo tenía 2% de intención de voto; y la izquierda, representada en la congresista cusqueña, corría el riesgo de perder la inscripción electoral.
Con ese 17%, Verónika Mendoza logra el mejor resultado electoral en la historia de la izquierda peruana, cercana al que consiguió el recordado Alfonso Barrantes, quien en 1985 llegó al 25%.
Al respecto, dice la periodista Rosa María Palacios en su blog:
"(Mendoza) Fue de menos a mas y capitalizó el voto de la izquierda. Si Goyo Santos no hubiera entrado a la carrera, ya estaría en segunda vuelta. Tal vez no llegue, pero lo logrado es notable para la izquierda peruana. Tiene representación propia en el Congreso después de años".
Por su parte, el analista político José Alejandro Godoy expresa sobre el futuro de la nueva lideresa de la izquierda peruana:
"Hoy Mendoza tiene que comenzar su tarea para los próximos cinco años. Si quiere triunfar y ser la presidenta del 2021, sabe que tendrá que recorrer el país y fortalecer su propuesta. El Perú necesita una izquierda fuerte. Que mantenga sus 22 congresistas. Y sobre todo, que pueda hacer el partido de izquierda que haga contrapeso importante en el Congreso. Ese debe ser su horizonte de Nuevo Perú".
EL APRA NUNCA MUERE, ¿ALAN SÍ?
Con su participación en las elecciones del domingo, el líder aprista Alan García parece haber cerrado un ciclo en la política nacional. Ha conseguido su peor performance (apenas 6% de los votos), teniendo en cuenta que ha llegado a ser presidente de la República en dos ocasiones (1985-1990 y 2006-2011).
Al respecto, Palacios lo critica y le lanza una sentencia:
"Ni Idice y todas sus mentiras lo salva. Un salvavidas del JNE le permite salvar la inscripción. Nos deja un momento inolvidable con Fernando Olivera y una bancada diminuta para el tamaño de su ego. El 28 de julio se le acaba el derecho a antejuicio. Veremos si se le procesa como a cualquier mortal".
A su turno, Godoy analiza el por qué de la derrota del líder chakano:
"No consideró que su segundo gobierno era muy reciente, muy conservador y, sobre todo, percibido como muy corrupto. En ello, los narcoindultos fueron algo clave. A pesar que uno de sus candidatos al Congreso se presentaba como 'quien venció a la Megacomisión, el grupo de trabajo que encabezó Sergio Tejada logró posicionar en el imaginario popular algo que era real: AGP encabezó una política de indultos y conmutaciones masivas a favor de narcotraficantes. Y ello, per se, se vio bastante mal".
Al mismo tiempo, advierte que si bien "nunca se puede dar por muerto a un político como García, pero sin duda, las voces por renovación en el viejo partido se harán sentir".
EL OCASO DE ALEJANDRO TOLEDO
El expresidente es el más castigado en esta elección: apenas sumó poco más de 1% del electorado, con lo cual su partido, Perú Posible, ha perdido su inscripción electoral.
Sobre el exmandatario, que sumó su quinta participación en elecciones generales, dice Palacios:
"Hay que saber a que hora se retira un ex Presidente de la fiesta. No tuvo idea y la pagó. Ahora lo espera Ecoteva".
Toledo  debutó en las lides políticas quedando en cuarto lugar en 1995;  se enfrentó a una dictadura en el año 2000 y llegó a la presidencia de la República en el 2001. En 2011 tuvo todo para volver, pero como dijo alguna vez César Hildebrandt, el peor enemigo de Alejandro Toledo es Alejandro Toledo.
A diferencia del Apra, que tendrá una pequeña bancada en el Congreso, Perú Posible va a enfrentar la dificultad de recuperar su inscripción electoral, ahora que el centro político, que ocupó en este siglo, ha sido recuperado por Acción Popular, gracias a la campaña de Alfredo Barnechea.


Publicado en: https://redaccion.lamula.pe/2016/04/11/el-salto-de-veronika-mendoza-y-la-despedida-de-alan-garcia-y-alejandrotoledo/redaccionmulera/

No hay comentarios:

Publicar un comentario