*-*

Las cosas que uno medita mucho o quiere que sean 'perfectas', generalmente nunca se empiezan a hacer...
*-*
"Cada mañana, miles de personas reanudan la búsqueda inútil y desesperada de un trabajo. Son los excluidos, una categoría nueva que nos habla tanto de la explosión demográfica como de la incapacidad de esta economía para la que lo único que no cuenta es lo humano". (Ernesto Sábato, Antes del fin)
*-*

viernes, 11 de marzo de 2016

La terapia EMDR o cómo olvidar recuerdos traumáticos moviendo los ojos de izquierda a derecha


Todos tenemos recuerdos tristes o dolorosos que nos hacen mirar determinados sucesos o etapas del pasado con tristeza. Aunque este amargor forme parte de la vida, hay algunas personas que tienen más presentes estos sentimientos y memorias, y hacen que ello les... afecte de manera negativa a su vida actual.

Los que sufren de depresión bien lo saben. Igual que los que han vivido un suceso traumático. Para ellos hay medicamentos y tratamientos psicológicos. Y también terapias especiales, como la EMDR, diseñada para aliviar el dolor que viene del pasado.
 
EMDR es el acrónimo de Eye Movement Desensitisation and Reprocessing (Desensibilización y reprocesamiento por movimientos oculares) y es un método creado y desarrollado por la doctora Francine Shapiro.
Shapiro empezó a pensar en esta teoría cuando era una estudiante de psicología, en 1987. Paseando por una ciudad de California (Estados Unidos), descubrió como algunos pensamientos perturbadores que en los últimos tiempos se habían instaurado en su cabeza empezaron a desaparecer como por arte de magia. En aquella caminata se dio cuenta de que cuando le venían esas ideas molestas, sus ojos de manera inconsciente se movían mucho, por lo que dedujo que los pensamientos traumáticos estaban de alguna manera relacionados con los movimientos oculares.
Tras investigar con sus amigos, a los que pedía que recordasen hechos traumáticos y a la vez apuntasen con su mirada a un lado o a otro, desarrolló la principal técnica de la terapia EMDR: ante un pensamiento triste, hay que mover los ojos en repetidas ocasiones de izquierda a derecha hasta que el pensamiento va perdiendo su carga afectiva.
El EMDR ha sido utilizado en pacientes que han pasado por hechos tan traumáticos como la muerte violenta de una pareja, un bombero que vio a una familia morir ardiendo o la madre de una asesinada.
El doctor Robin Logie, psiquiatra de la Seguridad Social británica, explica al Daily Mail que el movimiento de los ojos ayuda a reducir la reacción emocional de una persona a un evento. Es decir, aporta una cierta frialdad que hace más fácil manejar el recuerdo. Aunque se produzca un movimiento como si se estuviera viendo un péndulo, el EMDR no tiene nada que ver con la hipnosis.

¿Cómo funciona?
Un hecho traumático suele ser un hecho que, debido a su brutalidad, es muy difícil de digerir por  el cerebro: este órgano se siente superado y no lo puede procesar como un recuerdo más, así que lo deja congelado en las neuronas. Así se recuerda hasta cada último detalle de lo ocurrido (el olor, la luz, los sonidos…).
El EDRM, que es básicamente el mismo movimiento que hacen nuestros ojos cuando estamos profundamente dormidos, funciona como una especie de relajante. Con esta técnica, el terapeuta puede hacer que el paciente hable del suceso doloroso y a la vez vaya perdiendo ansiedad o tristeza. Al rebajar la carga afectiva, puede que aparezcan nuevos y valiosos recuerdos que ayuden al cerebro de la persona a entender mejor lo que pasó en su momento, o al menos a verlo desde una óptica menos dolorosa y ansiosa.
Pero los psicólogos advierten que no todo el mundo responde igual a este tratamiento, por lo que siempre debe ser administrado por una persona con conocimientos, como un psicólogo o un psiquiatra.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario