*-*

Las cosas que uno medita mucho o quiere que sean 'perfectas', generalmente nunca se empiezan a hacer...
*-*
"Cada mañana, miles de personas reanudan la búsqueda inútil y desesperada de un trabajo. Son los excluidos, una categoría nueva que nos habla tanto de la explosión demográfica como de la incapacidad de esta economía para la que lo único que no cuenta es lo humano". (Ernesto Sábato, Antes del fin)
*-*

jueves, 14 de enero de 2016

Ausencia de políticas públicas en cultura en planes de gobierno presidenciales

Foto: Alteridad abisal, César Sánchez, La Libertad - 2012


Tres de siete agrupaciones no tienen ninguna propuesta para el sector cultural, a pesar de que es trascedentete para el desarrollo del país 
Después de revisar los planes de gobierno de –según orden en las encuestas– Fuerza Popular (Keiko Fujimori); Peruanos por el Kambio (Pedro Pablo Kuczynski); Alianza para el Progreso (César Acuña); Alianza Popular (Alan García); Perú Posible (Alejandro Toledo); Todos por el Perú (Julio Guzmán); y Verónika Mendoza (Frente Amplio), se deduce que...
la cultura aún no es una dimensión del desarrollo para los políticos peruanos, a pesar de que existen numerosos documentos de instituciones nacionales e internacionales que reconocen su contribución a la (1) reducción de la pobreza; (2) educación; (3) igualdad de género y empoderamiento de las mujeres; (4) ciudades sostenibles y urbanización; (5) medioambiente y cambio climático; y (6) la inclusión y reconciliación ("Plan de trabajo de cultura de la Unesco para América Latina y el Caribe 2016 - 2021").

Es trascendental que –como escribí en el post anterior– la cultura sea vista desde cuatro perspectivas: a) del derecho: que garantice el pleno acceso y ejercicio de los derechos culturales mediante legislación y presupuestos; b) económica: que promueva las industrias creativas (economía naranja) a través de la diversificación productiva; c) política: que comunique y constituya nuevos "significados, valores y subjetividades" sobre conceptos como corrupción, democracia, discriminación, violencia, entre otros; y d) social: que mediante la construcción de ciudadanía posibilite la convivencia social, los códigos de respeto mutuo, las normas de tránsito, el cuidado del medio ambiente, etcétera.
Sin embargo, ningún candidato ha abarcado estas perspectivas, y en el colmo de la desgracia (como denuncié en el 2014), la “cultura” no figura entre las dimensiones que especifica el “Formato Resumen de Plan de Gobierno” que el Jurado Nacional de Elecciones (JNE) exige llenar a las agrupaciones políticas a partir de sus planes de gobierno. Entre ellas solo figuran las dimensiones social, económica, ambiental e institucional.
De los siete planes consultados, no es coincidencia que los tres verdaderamente vergonzosos en cuanto a políticas públicas en cultura, sean de los “partidos” que ya han gobernado: Fuerza Popular (Keiko Fujimori), Alianza Popular (Alan García) y Perú Posible (Alejandro Toledo). En estos documentos no hay ninguna medida para el sector. Los otros cuatro tienen algunas propuestas en mayor o menor dimensión e importancia.
Las propuestas de Peruanos por el Kambio (Pedro Pablo Kucynzki), aunque generales, me parecen bien ordenadas y estructuradas, las cuales son:
- Fortalecimiento institucional. Mejorar la asignación presupuestal y ampliar las fuentes de financiamiento del sector, considerando la interculturalidad y el desarrollo regional.
- Fortalecer la puesta en valor y la gestión eficiente del patrimonio material de la Nación. Cumplir con hacer efectivos los inventarios de los bienes culturales y normar la puesta en valor y la participación privada en la rehabilitación de bienes culturales.
- Impulso al desarrollo de las industrias culturales y difusión de las artes Fortalecer, mediante políticas promocionales, la difusión y desarrollo de las distintas industrias culturales y creativas. Gestionar, en favor de la actividad creativa, información cualitativa y cuantitativa, la actualización de su legislación y el fomento de los subsectores comprendidos mediante políticas y programas específicamente enfocados.
- Interculturalidad como eje transversal. Fortalecer la identidad cultural de los peruanos, sin exclusiones, favoreciendo la difusión y conservación de todas las lenguas originarias y sus expresiones culturales.
- Fomento de la lectura. Ampliar la difusión de la lectura y fortalecer la red nacional de bibliotecas como espacios de difusión de la creatividad y de la diversidad cultural.
A Alianza para el Progreso (César Acuña) le faltan ideas como cancha, ya que solo consigna un par de estas, y ni siquiera para el sector cultura en sí:
- Para combatir estas condiciones multicausales de la cultura delincuencial, aplicaremos una estrategia de Shock Cultural, a través de la construcción de una Red de Complejos Culturales Modelo en las zonas más pobres de las 25 ciudades capitales del país, en los cuales se impartirá clases de música, pintura, computación y manualidades, además de brindar obras de teatro, cine, biblioteca y emeroteca. Estos complejos contarán con tecnologías de punta y una arquitectura de vanguardia a nivel mundial, para generar un orgullo de vida digna y espíritu de desarrollo humano en las vecindades de cada complejo. La presencia de estos complejos será conjugada con la promoción de pequeños negocios y circuitos turísticos con oferta de souvenirs, artesanías y obras de arte, permitiendo desarrollar una gobernanza armónica de las calles aledañas.
- Recuperar los espacios públicos y de esparcimiento a través de una red de centros culturales-bibliotecas, ubicados en las zonas más vulnerables de las ciudades, promoviendo la educación en valores y ciudadanía, para prevenir su participación en actos delictivos, o evitar su victimización.
Las propuestas en cultura de Todos por el Perú (Julio Guzmán) resultan bastante flojas si se quiere realmente “invertir en las personas”. Las más destacadas son:
- Usar los espacios de los Domos Juveniles y Escuelas Abiertas para permitir que las asociaciones puedan expresar su arte.
- Trabajar con los gobiernos locales para tener Casas de la cultura (ver ejemplo Colombiano) para favorecer un nuevo espacio para el desarrollo e intercambio artístico multidisciplinario.
- Implementar la permanencia de una Bienal de Arte en el Perú.
- Premios concursables a: La Investigación, La Educación, La Producción Artística, Becas de desplazamiento para asistir a eventos en el extranjero y al interior del país y Publicaciones.
El Frente Amplio (Verónika Mendoza) ofrece una mirada bastante amplia sobre asunto cultural, básicamente respecto a legislación, cuyas propuestas, aunque desarticuladas, resultan interesantes:
- Fortalecimiento institucional de Estado en sus tres niveles de gobierno; promoción de la descentralización estatal en el ámbito cultural.
- Resguardo, revitalización, fortalecimiento y promoción de la apropiación social del patrimonio cultural y natural, material e inmaterial.
- Promoción de los procesos de cultura viva comunitaria para el fortalecimiento del desarrollo local, regional y nacional.
- Apoyo e Impulso a la ejecución de propuestas emergentes, proyectos y producciones independientes en el ámbito de las artes, la gestión cultural y las industrias culturales nacionales.
- Promoción de las instancias públicas de investigación, producción de conocimiento y profesionalización orientadas a revalorar nuestra riqueza cultural como país desde un enfoque intercultural.
Es preocupante que ningún candidato, ni siquiera los que tienen las propuestas más resaltantes en cultura: Pedro Pablo Kucynzki (Peruanos por el Kambio) y Verónika Mendoza (Frente Amplio), tenga en su discurso estas medidas como sus principales políticas de gobierno. No obstante, la experiencia en el Perú nos ha demostrado –por falta de legislación, entre otros factores– que los planes de gobierno no son vinculantes y una cosa es lo que dice el postulante y otra lo que hace el Presidente de la República.
En conclusión, los planes de gobierno que acaban de ser consignados ante el JNE son poco serios, algunos son realmente patéticos. He visto trabajos universitarios de mayor rigor y creatividad. Una verdadera reforma de los partidos políticos debería exigir que un plan de gobierno se construya en el tiempo y con la participación de sectores cuyos intereses se vean representados, sino estos documentos solo reflejarán los intereses de unos cuantos iluminados reunidos en los sótanos de las organizaciones. Cada uno de los elementos de las elecciones en el Perú (candidaturas, financiamiento, campañas, planchas presidenciales, planes de gobierno, etcétera) siguen siendo un chiste y por lo tanto la democracia realmente una gran broma.

Oublicado en: https://republicakafkiana.lamula.pe/2016/01/12/ausencia-de-politicas-publicas-en-cultura-en-planes-de-gobierno-presidenciales/csanchezl/

No hay comentarios:

Publicar un comentario